¿El fin de la “Plusvalía Municipal”? Blog abogado fiscalista

El Tribunal Constitucional declara contrario a la Constitución la exigencia del Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana (IIVTNU), más conocido como Plusvalía municipal, cuando con la transmisión del bien inmueble no se produce un incremento del valor del terreno transmitido.

¿Qué es el impuesto de plusvalía municipal?

La Plusvalía municipal tiene como objeto “gravar la revalorización de los inmuebles en el momento de la transmisión”. Con lo cual, se entiende que si el precio por el que se transmite es inferior al de adquisición, produciéndose una pérdida, el precio obtenido no debería de ser gravado por este Impuesto. Sin embargo, esto no sucede así y la fórmula de cálculo provoca que se exija su pago incluso cuando se registran pérdidas.

Los artículos 107.1 y 107.2 a) de la Ley de Haciendas Locales (LHL) establecen los pasos para la determinación del incremento y, por lo tanto, la base imponible del Impuesto. En este sentido, tal y como hemos comentado anteriormente, estas normas han sido creadas independientemente de que exista un incremento o no en el valor del terreno transmitido, y por lo tanto se pueda gravar.

¿Qué dice el Tribunal Constitucional sobre la legalidad de este impuesto?

Pues bien, en este sentido, el Tribunal Constitucional se ha manifestado al declarar inconstitucional los artículos 107.1, 107.2 a) y el 110.4 de la LHL. Durante toda la redacción de la sentencia se expresa, de forma reiterada, que el objeto del Impuesto es el incremento de valor del terreno y que cuando no se produce ese incremento en el valor del terreno transmitido, no se produce esa plusvalía, por lo que no se cumple con el supuesto de la norma violándose con ello el principio de capacidad económica (art. 31.1 C.E.)

Por ello, como afirma el propio Tribunal, una vez expulsados del ordenamiento jurídico, ex origine, los arts. 107.2 y 110.4  LHL, en los términos señalados, la forma de determinar la existencia o no de un incremento susceptible de ser sometido a tributación, es decir, de ser gravado por la plusvalía es algo que corresponde al legislador, llevando a cabo las modificaciones o adaptaciones pertinentes en el régimen legal del impuesto que permitan arbitrar el modo de no someter a tributación las situaciones de inexistencia de incremento de valor de los terrenos de naturaleza urbana.

Nueva ley de plusvalia

Para más información, puedes  contactar con el área fiscal de GD Legal.

Contacta ahora
Anterior
Siguiente